LA POLILLA TRAMPOSA
LA POLILLA TRAMPOSA
LA POLILLA TRAMPOSA
LA POLILLA TRAMPOSA
  • Cargar imagen en el visor de la galería, LA POLILLA TRAMPOSA
  • Cargar imagen en el visor de la galería, LA POLILLA TRAMPOSA
  • Cargar imagen en el visor de la galería, LA POLILLA TRAMPOSA
  • Cargar imagen en el visor de la galería, LA POLILLA TRAMPOSA

LA POLILLA TRAMPOSA

Precio habitual
$12.990
Precio de venta
$12.990
Precio habitual
Agotado
Precio unitario
por 
Impuesto incluido. Los gastos de envío se calculan en la pantalla de pagos.

¡Las trampas no solo NO están prohibidas, sino que probablemente estarás obligado a hacerlas para ganar!

La Polilla Tramposa, es un juego de mesa donde los jugadores tratarán de librarse de todas las cartas en su mano, ya que el primero en lograrlo será el vencedor de la partida.

Al comienzo del juego, cada jugador dispondrá de 8 cartas en su haber. El resto del mazo se colocará en el centro de la mesa y se le dará vuelta a la primera de las cartas. Por turnos, los jugadores deberán poner en juego una de sus cartas encima de la situada en el centro de la mesa, esta carta debe tener un valor inmediatamente superior o inferior a la que está en lo alto de la pila. Si no tuviéramos ninguna carta que poder jugar, robaremos una del mazo de robo como penalización.

Dentro del mazo encontraremos cartas numeradas del 1 al 5, algunas neutrales y otras con ciertos efectos añadidos que se activarán al jugarlas como son la Araña, Mosquito, Cucaracha y la Hormiga.

Además estan las Cartas más Especiales: las de Polilla Tramposa. Estas cartas no se pueden jugar en la pila central y tampoco pueden darse a ningún otro jugador.

¿Cómo podemos entonces deshacernos de ella? Fácil: Haciendo trampas. Casi todo vale para librarnos de estas polillas: jugar la carta oculta debajo de otra, lanzarla bajo la mesa, meterlas bajo la manga… Sin duda este es el componente que hace de este juego tan divertido.

Pero claro está, hacer trampas no tiene demasiada gracia si no corremos el riesgo de ser descubiertos. Y para ello existe una carta especial: el Chinche Guardián. Esta carta se entregará a un jugador aleatorio al comienzo de la partida, lo que le transformará en el vigilante de la ronda. Jugará de manera normal durante su turno, aunque sin la posibilidad de hacer trampas.

Deberá permanecer muy atento a todo lo que suceda en la mesa, ya que será el encargado de señalar a cualquier jugador que trate de hacer trampas. Si pilla con las manos en la masa al tramposo, deberá devolverle la carta de la que haya intentado deshacerse, le hará entrega de una de sus propias cartas y también le cederá la carta de Chinche Guardián.

Por el contrario, si la acusación ha sido realizada de forma injusta, el guardián robará una carta de la pila y continuará ejerciendo dicho papel.

¡Este juego de cartas está enfocado para todos aquellos que les guste las pillerias, trampas y triquiñuelas!

- Juego de Cartas de Estrategia.

- Recomendado a partir de +7 años.

- Número de jugadores de 3 a 5.

- Duración del juego de 20 minutos aprox.

Contenido:

20 Cartas de Acción
43 Cartas de Números
8 Cartas de Polillas Tramposa
1 Chingue Guardián
Instrucciones